Corrupción

Un banco suizo confirma sospechosas compras de inmuebles relacionadas con el caso Morodo

401 Vistas
Un banco suizo confirma sospechosas compras de inmuebles relacionadas con el caso Morodo

Autoridades españolas investigan dinero pagado por PDVSA al entorno de exdiplomático bajo la presunción de que se trataban de sobornos. 

Redacción | Primer Informe

La investigación sobre el ex embajador de Rodríguez Zapatero en Venezuela, Raúl Morodo, y sus opacos tratos con el chavismo siguen ofreciendo novedades.

Ahora, desde Suiza, confirman que empresarios cercanos al diplomático invirtieron millones de euros en la compra de inmuebles en España.

La información remitida por las autoridades helvéticas a la Audiencia Nacional española acredita compras de locales comerciales en los años investigados por parte de la consultora Alcander. Esa entidad estaba a nombre de empresarios venezolanos vinculados a Alejo Morodo, el hijo del ex embajador.

A través de esa fachada se compraron locales en Barcelona y Canarias. El valor de las operaciones supera los 5,3 millones de euros. La Policía Judicial investigaba a la firma Alcander por su rol como canalizadora de dinero proveniente de PDVSA.

LEA TAMBIÉN: Exembajador de Zapatero en Venezuela y su hijo deciden no declarar por lavado de fondos de PDVSA

Colaboración suiza

La nueva información del caso Morodo la proporcionó el banco suizo Zarattini & Co a pedido de las autoridades españolas.

Ya antes, Suiza proporcionó información sobe la Fundación Ayacucho. Esa organización pertenecía a Juan Carlos Márquez Cabrera, exdirectivo de PDVSA con nacionalidad española que se suicidó en 2019.

En la nueva información aparecen señalados los hermanos Carlos Adolfo y Francisco Prada Gómez, dos empresarios venezolanos cercanos al hijo de Morodo. Alcander, la firma que ambos controlaban, compró inmuebles en 2011 (Las Palmas) y 2013 (Barcelona).

En ese momento, la persona que estaba al frente de la sociedad que habría canalizado pagos de PDVSA fue Márquez Cabrera. La fundación que presidía canalizó 5,7 millones de dólares (cerca de cinco millones de euros) que de momento permanecen bloqueados.

El magistrado al frente de estas pesquisas, Alejandro Abascal, dio traslado del informe de Suiza a la Fiscalía Anticorrupción para decidir en relación al embargo de estos fondos.

El silencio de los Morodo

Como parte de las investigaciones, el juez también ordenó la toma de testimonios a los investigados. Sin embargo, poco se obtuvo en las declaraciones.

Tanto el exembajador en Venezuela como su hijo guardaron silencio. Se acogieron a su derecho a no declarar. Sus parejas, que sí declararon, se desligaron por completo de las empresas.

La viuda de Juan Carlos Márquez, Ana Korina Ulloa, dijo que por su parte que no tenía nada que ver en los negocios de su marido. Si reveló que el hombre tenía pensamientos suicidas y problemas con el alcohol.

Ulloa compartía un pasado laboral en PDVSA con su difundo esposo. Comenzó su trayectoria laboral en enero del año  2000. Cuatro años después, en 2004 accedió al cargo de asistente ejecutiva de una de las vicepresidencias de PDVSA.

Dicho cargo lo ejerció hasta 2009. En ese mismo tiempo también fue secretaria de la Junta Directiva y la Asamblea de Accionistas de filiales de PDVSA.

Con información de Vozpópuli.

 

Si quieres recibir en tu celular esta y otras noticias de Venezuela y el mundo descarga Telegram, ingresa al link https://t.me/primerinforme y dale click a +Unirme.

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de España o similares.
Últimas Noticias: